9 motivos por los que un cliente abandona una app

Ya sea debido a la creciente expansión de las aplicaciones o a su distribución para móviles a través de las tiendas de aplicaciones de Apple y Google, cada vez son más los altos ejecutivos que comprenden que el éxito de su empresa depende cada vez más de sus apps.

Pero la competencia entre las aplicaciones es feroz.  Una aplicación típica pierde más del 75 % de los usuarios iniciales en los primeros tres días tras la descarga. En el plazo de un mes, la cifra alcanza el 90 %.

¿Por qué se produce este descenso masivo? La velocidad y seguridad, la experiencia de usuario o el diseño son algunos de los motivos. No es fácil crear buenas aplicaciones. Existen varias razones por las que un cliente puede sentir rechazo o simplemente no disfrutar usando la aplicación.

Estos son nueve fallos que suelen cometer las aplicaciones que fracasan.

1. No hay factor sorpresa

Uno de cada cuatro usuarios se descarga una aplicación móvil que no vuelve a mirar nunca más. Cuatro de cada diez la desinstala después de dos sesiones, y casi la mitad no vuelve después de tres. Si no hay beneficios convincentes inmediatos para tu usuario, si no hay nada que les haga decir "¡esto es fantástico!", tu aplicación no perdurará.

2. La aplicación se cuelga y se cierra

Tus clientes no podrán descubrir lo fantástica que es tu aplicación si no arranca o se cierre sin motivo.  El 80 % de los usuarios abandonan una aplicación móvil si se cuelga más de dos veces seguidas. Más de la mitad la eliminará y será muy crítico al respecto.

80%

El 80 % de los usuarios abandona una aplicación móvil si se cuelga más de dos veces.

3. La aplicación tarda demasiado en cargarse

Un aplastante 96 % de los usuarios afirma que un buen rendimiento es fundamental. Nueve de cada diez espera que las aplicaciones tarden menos de cuatro segundos en cargarse; casi la mitad espera que lo hagan en menos de dos.

4. El diseño no está a la altura y no ofrece un manejo intuitivo

Casi un 27 % de los usuarios desinstala aplicaciones porque son confusas o demasiado difíciles de usar. Otro 16 % las rechaza porque el proceso de registro es demasiado complicado.

5. Otras aplicaciones son mejores que la tuya

Las grandes empresas utilizan de media 730 servicios de la nube, 15 veces más de lo que su departamento de TI supone. Si la aplicación de productividad empresarial que vendes no supera a una de descarga gratuita, los usuarios buscarán la otra solución. Las aplicaciones empresariales deben competir en cada característica con estos servicios de TI gratuitos, o correrán el riesgo de convertirse en irrelevantes.

6. Los usuarios se olvidan las apps que descargan

La falta de contacto conlleva un radical abandono del uso.  Las aplicaciones que comunican con los usuarios mediante sistemas de mensajería internos se utilizan un 27 % más que las que no lo hacen.

7. La aplicación molesta al usuario

Un excesivo envío de notificaciones puede resultar irritante y llevar al usuario a eliminar la app. Las notificaciones automáticas son   "una molesta distracción" para el 52 % de los usuarios de apps. Si envías más de cinco a la semana, un tercio de tus usuarios dejará de utilizar la aplicación.

8. La aplicación consume demasiada batería y datos

MMás de un tercio de los usuarios indica que dejó de usar aplicaciones  que consumían sus baterías demasiado pronto. Uno de cada cinco afirma que dejaron de usarlas porque consumían demasiados datos.

Uno de cada cinco afirma que dejó de usar una app por consumir demasiados datos.

9. Los usuarios consideran que la aplicación es insegura

En una encuesta a 2200 profesionales de TI, el 53 % citó la preocupación por la seguridad como la principal barrera para bajarse aplicaciones de la nube -el año anterior el porcentaje fue del 45 %.

Recuerda que si tu aplicación no funciona de forma adecuada, tampoco estarás dando una imagen de marca adecuada

Uno de los principales errores de las empresas es lanzar una aplicación que no está lista para su uso. Algo más del 50 % de todos los usuarios responsabiliza al creador de la aplicación de su mal funcionamiento; cerca del 40 % afirma que una aplicación mal diseñada perjudica la reputación de la empresa. En otras palabras, si tu aplicación no gusta al usuario, no solo acabará abandonándola, sino que pronto podría incluso dejar de tratar con tu empresa. 

Conclusión: Diseñar y lanzar aplicaciones debe hacerse pensando en agradar. Evitar estos nueve errores habituales es una buena forma de proporcionar a tu aplicación (y a tu empresa) las máximas probabilidades de éxito.